Ya conocemos que el 20 de Febrero es el día de su presentación y gracias a unas fotos filtradas, vamos a poder ver como será.

Parece que a Xiaomi también le ha gustado la idea de minimizar el notch y ha decidido reducirlo al ya típico tipo “gota de agua”.

Por otro lado, como se puede apreciar, el tamaño de la pantalla ha aumentado hasta las 6,4 pulgadas AMOLED, y según la filtración estará cubierta por Gorilla Glass 5.

Hace algún tiempo que los fabricantes han pasado de incorporar de dos a tres cámaras traseras y Xiaomi no iba a ser menos. El términal, según la foto de la parte trasera, cuenta con una cámara triple vertical compuesta por un sensor de 49 megapíxeles, un sensor de 12 megapíxeles y una cámara ToF. Además, viendo que detrás no encontramos un sensor de huellas, esperamos que tenga sensor de huellas en pantalla.

El procesador? Según la fuente, será el Snapdragon 855, apoyado por 6GB de RAM y 128GB de almacenamiento. Todo ello, vendrá impulsado por una batería de 3500mAh con soporte para carga rápida de 27W.

A continuación, podéis ver las imágenes: