Ya queda poco para saber como serán los nuevos modelos de Samsung y parece que se van confirmando los rumores que han ido publicando distintos medios a lo largo de estos días.

Todo parece indicar que Samsung ha dado un paso arriesgado (que otros fabricantes también están dando) perforando la zona táctil de la pantalla para poder albergar la cámara delantera, algo que en el 2018, habían implantado en el famoso Notch.

Por otro lado, también han decidido apostar por un sensor de huellas en pantalla (ultrasónico) aunque los últimos rumores apuntaban a que no funcionarían bien con protector de pantalla y no sé como se van a tomar eso los amantes del “impolutismo” y perfección de mantener sus productos lo mejor posible.

En resumen, parece que al mercado europeo llegarán las siguientes variantes:

Los precios, como veis son parecidos a los modelos del 2018, en mi opinión, muy altos.

Y vosotros, qué pensáis?