Leemos en https://elchapuzasinformatico.com

Hoy nos topamos con la imagen de una parte de la caja de la placa base ASRock H310CM-HDV/M.2, esto no tendría que ser noticia de ningún tipo, sino fuera por que se muestra claramente que esta placa base, basada en el chipset Intel H310, será compatible con los procesadores de 8 núcleos de la compañía: el Intel Core i9-9900K y el Intel Core i7-9700K.

De esta forma, las dos nuevas CPUs de 8 núcleos no solo serían completamente compatibles con la actual generación de placas base (ahorrándonos dar el salto al chipset Intel Z390), sino que será también compatible con las placas base más económicas del mercado. Es obvio pensar que este soporte dependerá del propio fabricante de la placa base, que deberá proveer una actualización de BIOS para otorgar dicha compatibilidad.

De esta forma, ahora la duda está en por qué Intel ha decidido que lanzará nuevas placas base dotadas del chipset Intel Z390, un chipset que es simplemente un refrito del Z370 que permitirá la conectividad WiFi 802.11ac sin necesidad de instalar un módulo M.2. Lo único que está claro es que veremos nuevas placas base tope de gama con VRM más potentes que permitan realizar un OC más avanzado a estos procesadores de 8 núcleos.

 

Visitar página de la noticia